fbpx

Todo se escribe por algo


WHO I AM

Neni Manzanilla
Neni Manzanilla

Mi nombre es Ana Elena Manzanilla Toro, pero muchos me conocen como Neni Manzanilla.

¿Por qué Neni? Porque tengo un hermano mayor que de bebé no podía pronunciar mi nombre completo (imagínate un niño de 2-3 años tratando de decir ese nombre tan largo y serio), así que me decía «Anenena». De ahí nació el sobrenombre «Nenena», que luego pasó a ser «Neni». Y esa soy yo, Neni Manzanilla.


WHERE I COME FROM

Vengo del desierto, selva, nieve y volcán, del país que deja su estela al andar, del calor del llano, de las playas, del mar… de VENEZUELA. Vengo de la tierra que una vez recibió a miles de inmigrantes y que ahora ve emigrar a sus hijos. Pero sobre todo, vengo del respeto y el amor hacia los valientes luchadores que partieron de casa en busca de un mejor futuro y que saben bien que el calor del hogar no es un lugar, sino un sentimiento que corre por la sangre y grita el nombre de los que no salen de nuestra cabeza.

Neni Manzanilla
Sí, la de la foto soy yo hace unos años atrás, junto al burro de Chávez (a quien le caí a palazos después), queriendo gritarle al mundo lo venezolanísima que soy.

Quien soy

El nombre del Blog nace de mis apellidos: Manzanilla Toro. Pero, eso no es todo.

El hace referencia a la hora del té, hábito británico para merendar, hacer un break para descansar, leer y conversar. En este caso, la hora del té es para leer el blog, hacer introspección, comentarlo, compartirlo y hasta hablar paja de él si quieres.

Neni Manzanilla

La becerra representa que soy hija del toro, de un ser fuerte, capaz, poderoso. También, simboliza que soy joven y estoy comenzando un nuevo camino.

Además, busco reparar el término «becerro», ya que en Venezuela es un insulto, refiriéndose a un ser torpe, neófito, pero no más señores, ese insulto se acaba aquí.

Este es un espacio creado por una emigrante que te representa, que sabe cómo te sientes, qué necesitas y cómo ayudarte en diversos aspectos, que quiere que te identifiques con lo que ves y lees aquí, que te tomes un tiempo para pensar en ti, sentirte parte de esto y sobre todo, parte de ese nuevo lugar al que emigraste, porque estar lejos de casa nunca es fácil y por eso te acompaño, apoyo y entiendo. No estás sol@. Y recuerda,

«Todo se escribe por algo»